Publicidad

Mascarillas

Usar doble mascarilla no reduce los contagios de coronavirus, según un estudio de Japón

Ante la amenaza de las nuevas variantes del coronavirus y su mayor transmisibilidad, algunos expertos recomiendan el uso de la doble mascarilla. Sin embargo, un estudio llevado a cabo en Japón demuestra que no supone una mejora considerable para evitar los contagios.

Vuelve el debate de la doble mascarilla. El avance de las variantes del coronavirus y el temor a una cuarta ola ha hecho que algunos expertos recomienden utilizar 2 protectores contra la COVID-19 para evitar los contagios. Sin embargo, un estudio llevado a cabo en Japón contradice esta medida, demostrando que la doble mascarilla no esquiva el aumento de casos.

Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos fue uno de los primeros en barajar esta idea contra la enfermedad. Mientras, otros expertos como José Luis Jiménez, de la Universidad de Colorado, insistían en que lo único efectivo es colocarse bien la mascarilla.

Al estadounidense le respaldó un estudio reciente de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de EEUU que, en contra del japonés, sí consideraba la eficacia de la doble mascarilla a la hora de proteger contra el coronavirus. De hecho, insistían en que llegaba a bloquear hasta el 95% de las partículas.

La actual investigación en Japón contradice, no obstante, esta idea. Concretamente ha sido uno de sus 'superordenadores' el que ha desmontado la teoría de otros expertos. Su nombre es Fugaku y es uno de los ordenadores más potentes del mundo.

La efectividad está en el correcto uso de la mascarilla

Este 'superordenador' logró en 2020 alcanzar la primera posición, compitiendo con el Summit de IMB de Estados Unidos. El estudio realizado analiza el flujo de partículas del virus que producen las personas al usar distintos tipos de mascarillas y su combinación.

La investigación, publicada por 'Riken' y la Universidad de Kobe, asegura que el uso de una mascarilla quirúrgica consigue un 85% de efectividad en su trabajo por bloquear partículas, siempre y cuando cubra correctamente nariz y boca.

También se analizó el uso de otras mascarillas fabricadas con otros materiales, como el poliuretano, que alcanzaban un 89% de efectividad frente al coronavirus.

Lo que no reflejó tan buenos resultados fue el empleo de doble mascarilla a la hora de prevenir los contagios, ya que la resistencia del aire se acumula y provoca fugas en los bordes.

Sobre esto, defienden que la mascarilla más efectiva es la N95 de grado profesional y que lo importante es que este producto del coronavirus se utilice dentro del tiempo estipulado por el fabricante y ajustado lo máximo posible a la cara.

Otras investigaciones del ordenador japonés

Además de las mascarillas, el 'superordenador' japonés ha analizado otras cuestiones referentes a la pandemia de la COVID-19, como los indicadores de contagio en la humedad del aire o los viajes en trenes y demás transportes públicos.

Publicidad