Publicidad

Vacuna rusa coronavirus

Rusia anuncia acuerdos con España, Francia, Italia y Alemania para producir la vacuna del coronavirus 'Sputnik V'

Rusia ha anunciado que tiene acuerdos con algunos países de Europa, España, Francia, Italia y Alemania para que puedan producir la vacuna del coronavirus 'Sputnik V' y las negociaciones están en curso con una productores para poder incrementar la producción en la Unión Europea.

Rusia ha anunciado que tiene acuerdos con diferentes países, entre ellos España, para producir la vacuna rusa del coronavirus, 'Sputnik V'. Entre los países que también la producirán está Francia, Italia y Alemania.

El Fondo Ruso de Inversión Directa ha firmado acuerdos con diferentes países de Europa (España, Italia, Francia y Alemania) para que puedan producir la vacuna contra el coronavirus 'Sputnik V', según ha informado la agencia Sputnik, aludiendo a un comunicado del director general del fondo, Kiril Dmítriev.

"El RDIF alcanzó acuerdos con compañías de Italia, España, Francia y Alemania para lanzar la producción de 'Sputnik V'. Están en curso las negociaciones con una serie de productores para incrementar la producción en la Unión Europea, lo que "permitirá iniciar los suministros activos de la vacuna rusa al mercado europeo una vez recibida la aprobación de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA)", ha afirmado Kiril Dmítriev, director general del fondo.

Además, ha informado de que el RDIF y sus socios están dispuestos a iniciar los envíos a los países de la UE que registren la vacuna 'Sputnik V' por cuenta propia. La vacuna rusa del coronavirus, 'Sputnik V', está desarrollada por el Centro de Epidemiología y Microbiología Nikolái Gamaleya con la financiación del RDIF y fue aprobada en Rusia el 11 de agosto de 2020, la primera vacuna de coronavirus que se registró en el mundo y tiene una eficacia del 91,6%, de acuerdo con los resultados de los estudios clínicos que se han realizado.

El medicamento se registró para el uso de emergencia ya en más de 50 países. La vacuna está a la espera de la aprobación de la Agencia Europea del Medicamento (EMA) para ser utilizada en la UE pero algunos países europeos, como Hungría y Eslovaquia, ya la autorizaron.

Publicidad