Científicos de la Universidad de Carolina del Norte han descubierto una enzima, conocida como la USP21, que favorece la proliferación del cáncer de mama más agresivo, llamado 'tipo basal o triple negativo'.

Este hallazgo podría ayudar a los expertos a desarrollar nuevas terapias para combatir subtipos agresivos del cáncer de pecho.

Te podría interesar...