Conseller de Salud

Armingol asegura que los niños serán los primeros en quitarse la mascarilla en los colegios

El conseller de Salud, Josep Maria Argimon, sostiene que los niños serán "los primeros" en quitarse la mascarilla en las escuelas, aunque no ha puesto una fecha para ello.

Los profesores del colegio 'Alba Plata' de Cáceres no darán clase a los niños que no lleven mascarilla

Publicidad

Argimon ha anunciado que los niños serán los primeros en abandonar la mascarilla en las escuelas porque "no es muy pedagógico dar clases con mascarilla. Entre quitarse la mascarilla en un teatro o en clase, primero será la clase".

Esta medida no tiene todavía un horizonte temporal, pero el responsable catalán de Salud espera que sea este curso. El conseller reclama del Gobierno de España que en 2022 mantenga los fondos Covid, y recuerda que este año la atención a esta enfermedad ha supuesto entre 1.600 y 1.800 millones de euros añadidos al sistema sanitario, y "pensar que no habrá covid en 2022 es ingenuo", ha añadido.

"Si este dinero no entra es ingenuo pensar que podemos volver a los presupuestos de 2019 y pensar que no ha pasado nada con la covid. En 2022 el gasto será similar a 2021", ha asegurado. Con relación a las nuevas medidas de prevención de la COVID que han entrado en vigor en Cataluña, Argimon cree que podemos empezar a darnos la mano, pero "es muy importante lavarse a menudo las manos" y comenzar a besar a las personas de nuestro entorno más cercano porque "hemos sufrido mucho" y porque "la sociabilidad es saludable".

El conseller cree que es difícil de decir hasta cuando se mantendrán las medidas preventivas pero está seguro de que aún serán necesarias este otoño y principios de invierno, además de recordar que "el otoño es época de coronavirus". Para convencer a todos los sectores de la población de la necesidad de vacunarse y llegar a todos ellos, la Generalitat prefiere optar por un modelo "de lluvia fina" y hacer un trabajo "quirúrgico" por barrios y sectores.

Argimon no es partidario de implantar el pasaporte covid por lo que supone de recorte de derechos y libertades. El Govern solo contempla implantar el pasaporte covid si hay un repunte de casos para el ocio nocturno, las escuelas o la restauración, aunque tampoco se descartaría en grandes concentraciones como salas de concierto o campos de fútbol.

Publicidad