El acopio de asistencia humanitaria en Cúcuta, del lado colombiano de la frontera, está atrayendo no sólo a quienes cruzan por aquí diariamente para hacer la compra, sino a familias enteras que aprovechan para conseguir alimento para sus niños y sus mayores.

Todas las bolsas y paquetes contienen ayuda destinada en primer lugar para los más pequeños, de hasta 5 años, las embarazadas, los adultos desnutridos y los enfermos.

El martes, los opositores han convocado a sus seguidores para que se acerquen a la frontera y exijan via libre para una ayuda que Nicolas Maduro considera limosna.

El régimen chavista ha calificado de locura el intento de la oposición de hacer entrar alimentos y medicinas, y mantiene cerrados los pasos fronterizos con unos militares a los que apela Guaidó.

Precisamente en las últimas horas, otros dos militares, un coronel médico de infantería y un teniente de las fuerza aéreas, han renegado de Maduro y han manifestado publicamente su apoyo a Guaidó.