120.00

Publicidad

Fondos Europeos de Recuperación

Ultimátum de la Unión Europea a Hungría y Polonia para que levanten su veto a las ayudas del coronavirus

Bruselas espera una respuesta de Hungría y Polonia entre hoy y mañana sobre su posición sobre las ayudas del coronavirus o pondrán en marcha los fondos europeos de recuperación sin ambos países.

Los gobiernos de la Unión Europea piden a Hungría y Polonia una respuesta sobre su veto a las ayudas del coronavirus en las próximas horas o pondrán en marcha el paquete presupuestario sin ambos países.

En una semana clave para las negociaciones sobre la llegada del Fondo Europeo de Recuperación, Bruselas espera "señales claras" de ambos países en las próximas 24 horas o, como muy tarde, este martes. Hungría y Polonia pueden aceptar el presupuesto de la Unión Europea para los próximos siete años y el plan de 750.000 millones de euros o el resto de Estados miembros buscarán una vía alternativa para seguir sin ellos.

Qué defienden Hungría y Polonia

Los gobiernos de Viktor Orban y Mateusz Morawiecki siguen sin aceptar el llamado Mecanismo de Estado de Derecho, sistema que vincula el desembolso de los fondos europeos con el respeto al Estado de derecho, por considerarlo arbitrario. Este mecanismo permitiría a la UE paralizar la llegada de fondos a aquellos miembros que no respetaran los valores de la UE, los cuales están recogidos en el Artículo 2 del Tratado de la Unión.

Ante su negativa, han levantado un veto desde hace meses en contra del Marco Financiero Plurianual (MFP) y los 750.000 millones destinados a reactivar la economía.

El plan B de la Unión Europea

Si las negociaciones con Hungría y Polonia no dan resultado, los 25 pondrán en marcha un plan B para movilizar los mismos recursos sin el capital de ambos países. Entre las vías legales estudiadas por la Comisión Europea está un sistema de avales para permitir a Bruselas la emisión de deuda, un acuerdo intergubernamental como el del MEDE, o un sistema de "cooperación reforzada" para excluir a los estados miembros que no quieran participar en ciertos acuerdos.

Si bien los estados podrían avanzar sin Hungría y Polonia para los fondos de recuperación, el escenario no es tan sencillo con el presupuesto comunitario, pues este seguiría bloqueado. En este caso, la UE tendría que prorrogar el presupuesto de 2020 y conllevaría a realizar varias recortes, estimados alrededor de los 30.000 millones de euros, en varios de los programas puestos en marcha por la UE.

Cumbre presencial esta semana

Este jueves y viernes tendrá lugar una Cumbre en Bruselas celebrada de forma presencial donde los jefes de Estado y de Gobierno de la UE cerrarán un 2020 marcado por la pandemia del coronavirus y discutirán entre otras cuestiones la ayuda presupuestaria para paliar los efectos de la crisis sanitaria.

Publicidad