Una tormenta de nieve ha obligado a cancelar miles de vuelos en la costa este de Estados Unidos.

Se trata de la tercera tormenta de nieve que tiene lugar en el último mes a pesar de que hace unos días las temperaturas pasaban los 20 grados.

La capa blanca que cubre ciudades como Washington es muy típica en estas fechas, si bien, lo que no es tan típico es la gran bajada de temperaturas, algo que no se veía en décadas.

Frente a la Casa Blanca este miércoles solo se veían policías y algunos turistas valientes que a pesar del desplome de temperaturas han desafiado al frío para visitar este edificio.