TikTok

Publicidad

Estados Unidos

Un 'tiktoker' regala dos años de alquiler a una 'sintecho'

Robin, la mujer que vive en la calle durante una década ha visto su vida cambiada cuando Isaiah Garza, una 'influencer' le regaló las llaves de un apartamento que está pagado para los próximos dos años.

Isaiah Garza, es un 'tiktoker' que el pasado mes de diciembre cambió la vida de Robin, una mujer que vive en la calle durante más de una década. Isaiah Garzaz y Robin se habían conocido en las calles de Skid Row, un barrio de Los Ángeles, en Estados Unidos. La sorpresa fue cuando Garza apareció un día con las llaves de un apartamento con el alquiler pagado para los próximos dos años y se las regaló a Robin, la mujer 'sintecho', según el medio 'actualidad.rt'

La amistad entre ambos comenzó cuando el 'influencer' la vio por las calles de la ciudad caminando descalza y decidió comprarle unos zapatos y algo de ropa

Garza intentó ayudar a la mujer de todas las formas posibles, para ello lanzó una campaña de recaudación de fondos en la plataforma GoFundMe, con el fin de acumular dinero y poder alquilar un apartamento para Robin. La cuantía total del dinero recaudado es de 58.000 dólares que han sido suficientes para pagar el alquiler de una vivienda durante al menos dos años.

Con el dinero que ha conseguido recaudar el 'tiktoker' también quiere amueblar la casa, comprar comida para ella, proporcionarle asistencia sanitaria y ayudarle a montar su propio negocio para que Robin pueda depender de sí misma.

"Soy una fuerte creyente en la oración y había rezado el día que lo conocí [a Garza], porque estaba teniendo problemas financieros. Él fue enviado por Dios y eso significa el mundo para mí", cita Fox 11 las palabras de Robin.

La vida de Robin había estado llena de sufrimiento. Tuvo que abandonar su casa hace diez años porque su pareja abusaba de ella. Desde entonces la mujer vive en la calle, sin nada. Iasiah Garza, el 'tiktoker' también informó en su cuenta de GoFundMe que Robin había perdido a su hija cuando solo tenía dos años.

Publicidad