Kabul

Los talibanes entran en Kabul para negociar la rendición de la capital

Tras de conquistar 28 capitales de las 34 de la provincia de Afganistán, los talibanes entran en Kabul para negociar la transición en la capital del Gobierno afgano. Varios países comienzan sus evacuaciones de las embajadas en Kabul.

Publicidad

Los talibanes han anunciado que todo el país se encuentra bajo su control. También que han comenzado el proceso de negociación para la entrada "pacífica" de sus combatientes en la capital, en Kabul.

En una semana, los talibanes se han hecho con el control de 28 de las 34 capitales de la provincia de Afganistán. Se trata del mayor avance en dos décadas de guerra, tras tomar Jalalabad, la capital de la provincia de Nangarhar, o la ciudad de Bamyan.

"Todas las partes del país han quedado bajo el control del Emirato Islámico", de acuerdo con un comunicado publicado por el portavoz, Zabihulá Muyahid, en su cuenta de Twitter.

Los talibanes precisan que, hasta que culminen sus negociaciones, la situación de seguridad en la zona quedará en manos "del bando contrario", es decir, del Gobierno afgano.

Piden a sus combatientes "no luchar en Kabul" y que permanezcan "en las puertas" de la capital sin tratar de entrar en la ciudad.

Inicio de las conversaciones

El ministro de Interior en funciones de Afganistán, Abdul Sattar Mirzakwal, ha anunciado el inicio de las conversaciones con los talibanes para organizar un ejecutivo de transición en el país. Asegura que no se producirá ningún ataque en Kabul y que la transición se hará "de forma pacífica".

También ha confirmado que, de momento, se ha alcanzado un acuerdo preliminar para evitar una ofensiva armada de los insurgentes contra Kabul.

El Gobierno afgano intenta tranquilizar a la población tras el anuncio de los talibanes. "Las fuerzas de seguridad y defensa del país están trabajando junto con socios internacionales para garantizar la seguridad de la ciudad, la situación está bajo control", indican en un comunicado.

España acelera sus planea de evacuación

El Gobierno de España acelera sus planes de evacuación de los españoles que se encuentran en Afganistán, incluido el personal de la Embajada. La evacuación se producirá "en cuanto las circunstancias lo permitan", teniendo en cuenta la seguridad de las personas a las que se prevé evacuar.

El presidente de Afganistán abandona el país

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, ha abandonado el país ante la entrada de los talibanes en Kabul. El presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional de Afganistán, Abdullah Abdullah, ha asegurado que "el expresidente" Ghani ha abandonado el país, y le culpó de la situación que vive en estos momentos Afganistán.

Con esta situación, los talibanes han confirmado su entrada definitiva en la capital para "evitar saqueos" por la huida y el vacío de poder que deja la marcha de las autoridades. Además, han asegurado que los combatientes "no se meterán con nadie. Los militares y los empleados civiles del Gobierno deben confiar en que nadie les hará daño".

Estados Unidos, Italia o Alemania evacuan a su personal

Estados Unidos evacúa al personal de su embajada, al igual que otros países. Así lo ha indicado este domingo, horas antes de que los talibanes entrasen en la ciudad.

La Embajada mantiene a más de 1.400 empleados, pero se desconoce el número exacto que permanecerá allí tras el final de la evacuación. El país espera mantener una "presencia fundamental" en la capital afgana para facilitar más salidas y mantener una comunicación directa con el Gobierno afgano.

Al igual que Estados Unidos, otros países también han anunciado la repatriación. Alemania también iniciará los preparativos para evacuar a sus ciudadanos, personal de la embajada y trabajadores locales de Afganistán sin esperar al mandato del Parlamento.

Italia también ha comenzado la evacuación del personal y de sus ciudadanos de Afganistán. Para ello activó un puente aéreo para repatriar al personal de su embajada en Kabul, a sus ciudadanos y a colaboradores afganos que deben ser protegidos. Se trata de unos 50 empleados, otros 30 colaboradores y sus familias y también los Carabinieros que se ocupaban de la seguridad de la sede. El primer vuelo está previsto que salga esta noche hacia Roma.

Boris Johnson convocará una sesión de urgencia la próxima semana de la Cámara de los Comunes para abordar la ofensiva talibán en Afganistán. También anunció el envío de 600 efectivos militares para ayudar a la repatriación del personal de la embajada británica en Kabul.

Publicidad