George Floyd y Derek Chauvin

Publicidad

Estados Unidos

Sale a la luz la relación de George Floyd y Derek Chauvin, ¿se conocían antes de su muerte?

La investigación sobre la muerte del afroamericano George Floyd cuando el policía Derek Floyd se arrodilló en su cuello hasta asfixiarle sigue su curso y ahora una trabajadora de un club de Mineápolis ha ofrecido un dato que puede ser esclarecedor: ¿se conocían antes del suceso?

Estados Unidos sigue sacudido por una ola de indignación y violencia, con más de 40 ciudades en estado de emergencia, por la mayor ola de disturbios que se recuerda en el último medio sible en el país. Al azote del coronavirus se ha unido la trágica muerte de George Floyd, por motivos raciales, después de un arresto y la brutalidad policial del agente Derek Chauvin. Conforme avanza la investigación de la muerte de este ciudadano afroamericano siguen saliendo a la luz nuevos datos sobre el suceso.

Ahora hemos conocido que podría haber un vínculo entre la víctima y el policía. Maya Santamaría, que fue propietaria durante dos décadas del club 'El Nuevo Rodeo' de la ciudad de Mineápolis, asegura que ambos, Floyd y Chauvin, trabajaron en la seguridad de ese local.

Eso sí, según Santamaría quizá ni se llegaron a conocer, como ha reconocido en una entrevista con la NBC: "Trabajaban en distintas áreas, George estaba dentro del club con la clientela y los artistas, mientras que Derek se encargaba de la parte exterior. Es posible que no tuviesen ninguna relación, aunque sí coincidieron ambos siendo trabajadores del local".

Chauvin organizaba los turnos

Sin embargo, resulta extraño es que no hubieran coincidido porque, según Santamaría, Chauvin era quien organizaba los turnos. Sin embargo, la mujer nunca llegó a enterarse de que pudiera haber algún conflicto entre ellos.

Derek Chauvin trabajó durante 16 años en ese local, mientras que Floyd también estuvo en ese local varios años. Maya Santamaría no tiene ninguna duda al asegurar que la muerte de Floyd se debe exclusivamente a "motivos raciales".

Los investigadores siguen recabando datos para esclarecer una muerte que ha enfurecido a Estados Unidos, con muchas protestas entre la ciudadanía y la policía en varias ciudades del país que incluso han provocado dos fallecidos, uno en Detroit y otro en Indianápolis.

Publicidad