Al menos ocho personas han muerto este lunes durante una redada policial en un vecindario de Río de Janeiro, en medio de un aumento en la cifra de delincuentes que mueren a manos de la Policía, lo que destaca las duras medidas de seguridad del presidente brasileño, La extrema derecha de Jair Bolsonaro llega a Brasil.

La redada comenzó alrededor de las 11.00 (hora local), según medios brasileños, y desencadenó un tiroteo masivo entre la Policía y los presuntos pandilleros. La Policía Civil de Río ha señalado en un comunicado que la operación tenía como objetivo detener a Thomaz Jhayson Vieira Gomes, conocido como '3N', un presunto capo.

El número de personas que han muerto a manos de la Policía en el estado de Río alcanzó un récord trimestral de 434 durante los primeros tres meses de este año, un 18 por ciento más que el año anterior.

La cifra de este trimestre ha sido el más alto desde que comenzaron los registros estatales en 1998. La violencia en Brasil se ha reducido durante los primeros tres meses de la Presidencia de Bolsonaro.

También te puede interesar...

Se incendian varios camiones cisterna estacionados en el patio de una refinería de Río de Janeiro

Un modelo muere tras sufrir 'mal súbito' en el mayor evento de moda de Brasil