El presidente ruso, Vladimir Putin, ha sufrido un pequeño accidente practicando judo junto al equipo de la selección nacional del país.

Putin se ha lesionado un dedo de la mano derecha mientras entrenaba con uno de los medallistas de oro olímpico, que ayudó al presidente ruso con la lesión. A pesar del incidente, Putin asegura que la lucha libre le ayuda a "mantener una visión positiva y realista del mundo que le rodea".