Ebay

A prisión ejecutivos de Ebay por enviar fetos de cerdo y cucarachas a una pareja

Las víctimas trabajan en un boletín electrónico y en 2019 fueron muy críticos con la empresa.

Sede de eBay en San José, California

Sede de eBay en San José, California Getty

Publicidad

Dos exejecutivos de seguridad de eBay enviaron fetos de cerdo, una máscara de cerdo ensangrentada, cucarachas, un libro sobre cómo superar la muerte de un cónyuge y una corona funeraria a una pareja de Massachusets, además de lanzar sendas amenazas. Ambos han sido condenados a 57 y 24 meses de prisión por una campaña de acoso e intimidación.

Jim Baugh, exdirector sénior de Seguridad en eBay, y David Harville, exdirector de resiliencia global, también enviaron material pornográfico a nombre de la pareja. El envió de este material lo recibían los vecinos para que viesen el nombre de las víctimas. La juez federal de distrito Patti Saris, que impuso las sentencias durante las audiencias en Boston, calificó todo como un esquema "difícil de imaginar" alimentado por una "cultura tóxica" en la empresa de comercio electrónico de Silicon Valley.

Las víctimas se encargaban de editar un boletín electrónico o 'newsletter' sobre comercio electrónico. En agosto de 2019 fueron muy críticos con los problemas judiciales de eBay. Tras ello, los exdirectivos decidieron iniciar este esquema de intimidación a modo de venganza y advertencia. Además, publicaron un mensaje en el portal 'Craiglist' en el que afirmaban que la pareja practicaba intercambio de parejas y buscaban a gente con la que tener relaciones sexuales.

Aterrorizados por los exdirectivos de eBay

Durante el caso, cada uno de los condenados tuvo que disculparse con David e Ina Steiner, las víctimas. La pareja aseguró que estaban aterrorizados por los exdirectivos. "Como agentes de eBay, hicieron de nuestras vidas un infierno", dijo David la juez. Asimismo, otros extrabajadores que visitaron la residencia de las víctimas, en una de las visitas intentaron acceder al garaje para implantar un GPS de seguimiento en el vehículo. También han sido condenados.

"La campaña tóxica de acoso, amenazas en línea y en el mundo real de los acusados ​​fue escandalosa, cruel y desafía cualquier explicación, más aún porque estos hombres eran ejecutivos de seguridad experimentados y bien pagados respaldados por los recursos de una corporación Fortune 500", dijo la fiscal federal Rachael Rollins en un comunicado.

Publicidad