Estados Unidos

La población blanca de Estados Unidos cae por primera vez desde 1790

Los datos del censo que se elabora en Estados Unidos cada diez años, indican que en la última década, la población que se ha identificado como blanca, se ha reducido más de un 8%, siendo esta la primera caída desde 1790.

Personas en Times Square en Nueva York, Estados Unidos

Publicidad

Entre la última década (2010 y 2020) la población que se considera blanca se ha reducido un 8,6% en Estados Unidos, según el censo, se trata de la primera caída desde 1790.

Así lo apuntan los datos publicados, según los cuales Estados Unidos registró una población de 331.449.281 personas en el empadronamiento de 2020, con la población blanca como el grupo mayor (235 millones) y la hispana como la minoría más grande, formada por 62,1 millones.

Del total de la población, el mayor grupo sigue siendo el de los blancos, 235 millones de personas, de los cuales 204,3 se identifican como blancos y 31,1 como blancos y de otra raza o etnia.

Población estadounidense

La minoría más numerosa de la población de Estados Unidos está compuesta por 62,1 millones de latinos o hispanos. Este grupo disminuyó en una década un 53,9% los que se consideran "blancos", y aumentó en 567% quienes se dicen de "dos o más razas".

La tercera categoría más numerosa de población después de los "blancos" y los "latinos" la componen los que en el censo se identificaron como miembros de "alguna otra raza", una selección a la cual se afiliaron 49,9 millones de personas. Se trata del grupo poblacional que ha tenido el mayor incremento desde el censo de 2010, en términos porcentuales.

La cuarta categoría la componen los que se identificaron como afroamericanos, que suman 46,9 millones de los cuales 41,1 millones se identifican exclusivamente con esa raza.

La quinta categoría la forman quienes se identifican con dos o más razas, y que suman 33,8 millones de personas.

Población por Estados

La Oficina del Censo encontró la población más diversa son Hawaii y California, seguidos por Nevada, Texas, Maryland, el Distrito de Columbia, Nueva York y Nueva Jersey.

De la distribución del censo, que se realiza en Estado Unidos cada diez años, depende la distribución de representaciones políticas de los diferentes estados en el Congreso y el Colegio Electoral, y de millones de dólares en fondos federales para infraestructura, educación, salud, vivienda y servicios sociales.

Publicidad