Estados Unidos

Una niña de 14 años roba los ahorros de su abuela y se los entrega a sus compañeros

La Policía de Florida ha captado a una niña de 14 años que robó más de 13.500 dólares a su abuela para repartirlo entre sus compañeros. La nieta, pese a ser menor, podría ir a la cárcel por la legislación en Estados Unidos.

Imagen de varios fajos de dólares

Imagen de varios fajos de dólares Pixabay

Publicidad

Las autoridades de Florida han dado con una niña que ha resultado ser la autora del robo de los ahorros de su abuela, los cuales ascendían a un total de 13.500 dólares. Fue la propia abuela en denunciar el robo cuando abrió su caja fuerte y se dio cuenta de que estaba completamente vacía. Fue personal del centro escolar el que dio la voz de alarma cuando se dieron cuenta de que había una alumna repartiendo grandes sumas de dinero entre sus compañeros.

Cuando las autoridades recibieron la voz de alarma, y se hicieron eco de la denuncia interpuesta por una mujer el día anterior, solicitaron que se examinara la mochila de la pequeña. Algunos miembros del personal de la escuela procedieron a registrar la mochila, encontrando dentro una cantidad aproximada de 2.500 dólares, con al menos 11.000 que se habían extraviado, y que podían estar en manos de sus compañeros al habérselos entregado.

La niña está acusada de un delito de robo y podría tener que pagar por su cuenta el dinero que le hurtó a su abuela, en caso de que sus compañeros no devuelvan la cantidad que les dio a cada cual. Si ellos tienen el dinero y se niegan a devolverlo, podrían ser acusados de complicidad en el robo, aunque la Policía mantiene, por ahora, solamente la acusación contra la menor, que podría incluso ir a la cárcel, aunque todo dependerá de la justicia.

Los menores pueden ser encarcelados en Estados Unidos

La legislación de cada país hace que sean unas u otras las decisiones que se tomen con los menores, aunque en la de Estados Unidos no hay dudas al respecto, y los menores de edad pueden llegar a ser encarcelados o incluso ejecutados, en función de su delito. Estas prácticas han sido criticadas por una gran parte de la comunidad internacional, dudando de que los menores deban recibir las mismas penas que los adultos, en función del delito cometido.

Una de las películas más brillantes y populares de la historia del cine trataba precisamente esta cuestión. Dicha película, 'Doce hombres sin piedad' (del año 1957) narra la decisión de 12 hombres que componen un jurado y que deben decidir si un adolescente debe ser ejecutado o no, por ser el presunto asesino de su padre. Once apoyan la pena de muerte para el chico, y solo uno discrepa, tratando de mostrar al resto de miembros del jurado que el chico es, según su opinión, inocente, y lograr así que sobreviva.

Publicidad