La Policía de Oberá, en Argentina, investiga las causas de la muerte de un bebé de cuatro meses. El pequeño estaba al cuidado de sus dos hermanos, menores de edad, mientras su madre aprovechó para hacer la compra.

Los niños parece ser que quisieron darle un biberón y el bebé se ahogó durante la ingesta de leche. Los vecinos fueron quienes alertaron a las autoridades, y cuando llegaron se encontraron con el bebé ya inconsciente y sin respiración.

Ahora se la solicitado hacer una autopsia al pequeño para determinar fehacientemente las causas del deceso.