34.026333

Publicidad

George Floyd

Londres protege sus estatuas con tablones de madera ante las manifestaciones antirracistas

Pintadas sobre la figura de Winston Churchill acusándole de racista.

Londres ha tomado una decisión, proteger las estatuas del vandalismo y los destrozos ante las nuevas manifestaciones. Han cubierto hoy algunas de sus estatuas más famosas con tablones de madera para impedir las pintadas y que arranquen las figuras de sus emplazamientos.

En los últimos días, también ha habido pintadas sobre la estatua de la reina Victoria en el céntrico parque de Hyde Park, donde se han podido leer palabras como "racista" o "asesina".

Hay que proteger a Churchill

Boris Johnson, primer ministro británico, calificó hoy de "absurdos y vergonzosos" los actos vandálicos cometidos contra la estatua de Winston Churchill en Londres, al destacar sus "logros" en la lucha contra la "tiranía fascista y racista".

La estatua de Churchill, exjefe del Gobierno del Reino Unido, ha aparecido en los últimos días con pintadas, después de que miles de personas se manifestaran por todo el país en protesta por el asesinato del afroamericano George Floyd por la policía en Estados Unidos.

Boris Johnson, primer ministro británico, se expresó a través de Twitter en estos términos. "Es absurdo y vergonzoso que este monumento nacional esté hoy en peligro por los ataques de manifestantes violentos. Sí, Churchill a veces expresó opiniones que son inaceptables para nosotros hoy, pero fue un héroe y se merece totalmente este homenaje", escribió Johnson en su perfil de Twitter.

La estatua de Churchill en Londres es un "recordatorio permanente" de sus "logros para salvar a este país y a toda Europa" de la "tiranía fascista y racista", insistió Boris Johnson, en referencia al papel desarrollado por su antecesor para derrotar a la Alemania nazi en la Segunda Guerra Mundial.

Manifestaciones el fin de semana

Reino Unido se prepara también para las manifestaciones durante el fin de semana. En los últimos días, también ha habido pintadas sobre las estatua de la reina Victoria mientras que la de Edward Colston, comerciante de esclavos, fue arrancada en Bristol y arrojada en el puerto.

Boris Johnson, primer ministro británico, afirma que "las manifestaciones han sido tristemente secuestradas por los extremistas con intenciones violentas. Los ataques contra la policía son intolerables y aborrecibles", agregó Johnson.

Publicidad