120.00

Publicidad

Fallo de seguridad

La Unión Europea revisa su seguridad tras colarse un periodista en una reunión de ministros de Defensa

Un descuido de uno de los ministros en las redes sociales facilitó el acceso a una reunión secreta de responsables de Defensa de la unión Europea. Todos creen que ha llegado el momento de revisar los controles.

La Unión Europea vuelve a replantearse la seguridad de sus comunicaciones y los controles para acceder a sus reuniones. La culpa la ha tenido la ministra de Defensa de Países Bajos, Anlk Bijleveld. Cometió un fallo con sus redes sociales y un periodista pudo conseguir las claves para colarse en una reunión por videoconferencia de todos sus colegas europeos con el Alto Representante para la Política Exterior y de Defensa, Josep Borrell.

Sorpresa

La reunión tuvo que suspenderse, después de un diálogo de comedia de espías. Reunidos los ministros Borrell pregunta a un desconocido en camiseta quién es, advirtiéndole de que se ha colado en una reunión de ministros de Defensa y que eso es un delito.

El periodista se identifica, pide perdón y dice que se va a ir. Se lo pide el responsable de la política exterior de la UE advirtiéndole que la policía puede llegar. A continuación Borrell comenta que quizá ya es el momento de mejorar los sistemas de seguridad.

Pudo ser peor

La ministra se ha disculpado, su primer ministro, Mark Rutte, la ha reprendido y ahora llega el momento de ver cómo se soluciona, tras meses de retraso en la revisión de los sistemas de acceso. En este caso ha sido un mero fallo al publicar en redes sociales cómo se accedía a la reunión, pero puede tener consecuencias más importantes que el ridículo: que se revelen secretos de los veintisiete países de la Unión.

Publicidad