Publicidad

EN KANSAS, EN ESTADOS UNIDOS

La compañía de seguros de un museo reclama 114.000 euros a una familia cuyos niños rompieron una escultura que no puede ser reparada

Los dos niños corrieron por la sala hasta que uno de ellos se acercó a una de las esculturas, la abrazó y el niño y la pieza de arte acabaron en el suelo. La madre estaba viendo la escena sin inmutarse desde el sofá.

antena3.com | Madrid
| 21.06.2018 08:34

Publicidad