Langostinos

Publicidad

Sucesos

Un joven muere tras sufrir un shock anafiláctico después de comer langostinos en un restaurante de Manchester

El joven no sabía que era alérgico al marisco y, tras comer unos langostinos en el restaurante, sufrió un shock anafiláctico que le provocó la muerte.

En resumen

  • El ataque de alergia le provocó un fallo en varios de sus órganos y falleció a la mañana siguiente
  • El informe forense señala que el joven "sufrió un paro cardíaco después de una reacción anafiláctica"

Un joven de Manchester (Reino Unido) que no sabía que era alérgico a los mariscos ha fallecido tras sufrir un shock anafiláctico después de comer langostinos en un restaurante chino. Sam Collings, de 19 años, sufrió un ataque cardíaco mortal después de una comida familiar.

A pesar de que fue atendido de urgencia, el ataque de alergia le provocó un fallo en varios de sus órganos y falleció a la mañana siguiente, según publica el diario británico The Mirror.

El joven se había quejado en ocasiones anteriores de un leve "picazón en la garganta" cuando comía langostinos o huevos, pero nunca se le había diagnosticado o sospechado que padecía una alergia grave, según se informó en la investigación.

Después de comer el entrante de gambas, los problemas no fueron aparentes de inmediato y no fue hasta que el joven salió con sus amigos una hora después de la cena cuando se empezó a quejar de la dificultad para respirar. Rápidamente comenzó a empeorar y cuando llegaron los servicios médicos descubrieron que había sufrido un ataque cardíaco provocado por un shock anafiláctico.

Una investigación en el tribunal forense de Lancashire ha señalado que Sam nunca había sospechado que sufriera alguna alergia grave. "Sufrió un paro cardíaco después de una reacción anafiláctica al comer langostinos", señala el informe del forense.

Publicidad