Un joven de 16 años fallece en un trágico accidente de moto media hora después de comprarla en Reino Unido

Publicidad

Accidente de moto

Un joven de 16 años muere en un trágico accidente de moto media hora después de comprarla en Reino Unido

Archie Brown tenía sólo 16 años y acababa de comprar una moto. En el camino para reunirse con sus amigos, media hora después de estrenar el vehículo, chocó contra una barrera que le provocó graves lesiones en la cabeza en un fatal accidente que terminó con su vida.

Un menor de 16 años falleció el pasado mes de abril en la localidad de Hull, en Reino Unido, a causa de un accidente de moto. Había comprado el vehículo sólo media hora antes de chocar contra una barrera, el impacto le provocó diversas lesiones graves en la cabeza que acabaron con su fallecimiento.

Según informa el periódico local Hull Live, el menor compró una 'pit bike' a un amigo debido a que por la pandemia de coronavirus no iba a poder examinarse del carnet de conducir. Una vez adquirida, se dirigía a otro punto de la ciudad cuando para reencontrarse con el resto de sus amigos cuando ocurrió el fatal accidente. Este tipo de motocicletas, también llamadas motos de boxes, son un tipo de moto de pequeño tamaño que habitualmente se utiliza para moverse por la zona de boxes en todo tipo de circuitos de carreras.

La investigación, por la que este suceso ha vuelto a los titulares de los medios, ha determinado que el joven no circulaba de una manera temeraria, llevaba casco y tenía el "control total". Sin embargo, por las condiciones de la calzada el niño sólo podía haber visto la barrera cuando se encontraba a menos de 25 metros de la misma. Además, según el periódico, los investigadores también han afirmado que la motocicleta no estaba en condiciones de circular, puesto que tenía fallos de seguridad "en los frenos traseros y en los cojinetes de la dirección". Una de las forenses que investigó el accidente señaló que, de haber regresado a casa, Archie "habría tenido una segunda oportunidad y habría comprobado de nuevo la seguridad".

Al parecer, era una persona muy querida en la localidad y los amigos del joven motorista aseguran que sabía conducir la moto perfectamente. Además, dos testigos explicaron que creían que había visto la barrera y se agacharía para cruzarla.

Los padres de Archie intentaron convencer al joven para que ahorrara para comprar un vehículo cuando la pandemia pasara, pero finalmente una rebaja en el precio hizo que el joven la adquiriera a última hora. Además, uno de sus amigos presenció el accidente y cómo los servicios de emergencias trataron de reanimarlo durante 25 minutos. Desde que ocurrió, la barrera contra la que chocó está pintada de amarillo para evitar que se repita otro accidente y lleva su nombre a modo de homenaje.

Publicidad