Jair Bolsonaro

La impactante imagen de Bolsonaro tras ser hospitalizado por un ataque de hipo que ya dura 10 días

El presidente de Brasil Jair Bolsonaro fue hospitalizado por un ataque de hipo que se prolonga ya 10 días. Los médicos aseguran que "evoluciona favorablemente".

Publicidad

Inquietante imagen la que el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha publicado en sus redes sociales desde el hospital en el que se encuentra ingresado por un ataque de hipo que ya se prolonga 10 días y que podría llegar a provocarle una cirugía.

Bolsonaro fue ingresado en el Hospital de las Fuerzas Armadas de Brasilia con dolores abdominales y tras haber sufrido reiteradas crisis de hipo durante los últimos días. Ahora permanece en Sao Paolo. En un primer momento las fuentes de presidencia informaron de que Bolsonaro sería sometido a exámenes en Brasilia, donde se encontraba, y estaría en observación durante 24/48 horas. Sin embargo posteriormente se confirmó una "obstrucción intestinal" y la posibilidad de una nueva operación.

Este jueves los médicos que le atienden han informado de que el mandatario carioca "evoluciona favorablemente" tras ser sometido a un tratamiento para desobstruir el intestino. En caso de continuar así, no necesitará ser sometido a una cirugía, ha añadido su hijo y también senador Flavio Bolsonaro.

El propio presidente brasileño ha compartido en sus redes sociales una imagen en la que se le puede ver en una cama de hospital, sin camisa y con electrodos. La foto va acompañada de un mensaje en el que asegura que "Dios" le ha dado una "nueva oportunidad" para "finalmente poner a Brasil en el camino de la prosperidad".

"E incluso con todas las adversidades, incluida una pandemia que se llevó a muchos de nuestros hermanos en Brasil y en el mundo, seguimos por ese camino", añadió para terminar con un agradecimiento: "Agradezco a todos por el apoyo y por las oraciones".

Cinco operaciones en tres años

Bolsonaro ha evidenciado capítulos de hipo en sus últimas intervenciones desde el pasado jueves. En los tres últimos años, ha sido sometido a cinco operaciones, cuatro de ellas como consecuencia del atentado que sufrió en 2018. Fue entonces acuchillado mientras era llevado a hombros por una multitud en medio de un mitin electoral. El agresor fue detenido inmediatamente después del ataque, pero fue declarado inimputable, pues el juez consideró que no estaba en capacidad de responder por sus actos debido a sus problemas mentales.

Otro de los hijos del mandatario, el diputado Eduardo Bolsonaro, explicó hoy que el objetivo ahora es saber si el intestino consigue volver a trabajar normalmente con el tratamiento o si será necesaria la cirugía. "Tiene una adherencia en el intestino que hace que los alimentos no consigan pasar por ahí. Se formó una acumulación de líquidos y acabó yendo para el estómago", detalló.

Publicidad