CORONA BRITÁNICA

Guerra abierta entre los Duques de Sussex contra la prensa británica

Guerra abierta del principe Harry y su esposa contra la prensa sensacionalista británica. A principios de esta semana, Meghan Markle emprendió acciones legales contra un periódico por "intromisión en su vida privada". Ahora, su marido ha presentado una denuncia contra dos de los tabloides más leídos del país por "pincharles" el teléfono.

Publicidad

El Duque de Sussex acusa al 'Daily Mirror' y al 'Sun', los periódicos más leídos del país, de hackear los mensajes de voz de su móvil. Se ha sabido tres días después de que la pareja denunciase al 'Mail on Sunday' por publicar una carta del padre de Meghan Markel a su hija.

Harry compara este acoso mediático con el que asegura sufrió su madre, Lady Di. Pero los expertos en la realeza indican que la Reina Isabel no ve con buenos ojos estos litigios. "Sus consejeros están divididos sobre la conveniencia de lo que ha hecho", comentan.

La prensa sensacionalista británica, durante este tiempo, ha criticado a los Duques por utilizar aviones privados, gastarse una millonada en reformar su residencia, o mantener fuera de los focos a su hijo Archie. Incluso, han calificado a Meghan de Duquesa caprichosa. "Es una estrategia arriesgada porque hay cosas que Harry no puede controlar, pero también lo es para los periódicos", entienden los expertos.

Muchos entienden que Harry se sienta protector con Meghan, pero otra cosa es su posición en la Casa Real. "El estilo de la realeza es encajar los golpes. Si no, a largo plazo perderá ante la opinión publica y frente a la actitud de la prensa", advierten.

Mientras tanto, el príncipe tiene un plazo legal de 4 meses para decidir si sigue adelante con la denuncia.

Publicidad