76.010500

Publicidad

Coronavirus

El Gobierno alemán decreta un "confinamiento duro" nacional a partir del miércoles

El Gobierno alemán y los estados federados acordaron este domingo decretar un "confinamiento duro" a partir de este miércoles para tratar de atajar la propagación de la pademia del coronavirus, se informó oficialmente.

El Gobierno alemán ha ordenado la reimposicion, a partir del próximo miércoles y hasta el próximo 10 de enero como mínimo, de una cuarentena nacional que implica el cierre de negocios no esenciales, la prohibición de reuniones en Año Nuevo y la recomendación para el trabajo y educación en casa, por el repunte de contagios padecido en las últimas semanas, según ha anunciado la canciller, Angela Merkel.

"Tenemos que actuar con urgencia", ha declarado Merkel en una comparecencia tras la crucial reunión mantenida este domingo con sus 16 ministros estatales. "Hemos visto que los contagios han crecido de manera exponencial en los últimos días, y eso significa que tenemos que llorar a muchos fallecidos", ha añadido, tras declarar "insuficientes" las actuales medidas de contención.

Tan sólo los comercios esenciales podrán abrir a partir del 16 de diciembre. Los colegios también cerrarán sus puertas como tarde este miércoles y prolongarán sus vacaciones navideñas tres semanas y media, hasta el 10 de enero (frente al 4 de enero inicialmente previsto).

Las reuniones, también en Navidad, se limitarán a cinco personas de dos domicilios (sin contar los menores de 14 años). Además se recomienda el trabajo desde casa y se mantiene la prohibición de viajar.

Alemania registró en las últimas 24 horas 20.200 nuevos contagios por covid-19 y 321 muertes, según cifras del Instituto Robert Koch (RKI), centro epidemiológico de referencia.

El récord en ambas categorías se produjo este viernes, con 29.875 nuevos casos y 598 víctimas mortales. Este sábado se comunicaron unas cifras ligeramente inferiores: 28.438 nuevos casos de covid y 496 muertes.

Publicidad