Europa

Georgia también solicita su ingreso en la Unión Europea

Ucrania ya no es el único país que quiere entrar en la Unión Europea. Georgia ha solicitado este mismo jueves entrar en el organismo europeo, mientras sigue la guerra por la invasión rusa.

Tiflis, capital de Georgia.

Pixabay Tiflis, capital de Georgia.

Publicidad

Se expande el interés por entrar en la Unión Europea. Si bien Ucrania ha solicitado que se aplique de forma excepcional el proceso para entrar de forma inmediata en el organismo comunitario, no es la única nación en hacerlo. Georgia también lo ha solicitado este mismo jueves, puesto que quiere ser miembro de manera inmediata.

Georgia es una de las antiguas repúblicas que formó parte de la Unión Soviética. Tanto este país como Moldavia han mostrado su preocupación de que puedan ser los siguientes objetivos de Rusia en caso de que Vladímir Putin opte por continuar con su invasión y lanzar una operación a gran escala para reconstruir el imperio soviético, caído en 1991.

Una de las razones que más preocupa a Georgia es que tiene frontera terrestre con Rusia y está aislado al oeste, donde se encuentra el mar Negro, por lo que no podría recibir ayuda de igual manera que Ucrania. Por ello, y a la espera de que este jueves se haga oficial su solicitud, los georgianos parecen estar dispuestos a dar un paso histórico para proteger su soberanía.

Problemas separatistas allí también

Muchas similitudes unen a Ucrania y a Georgia. Estos últimos también tienen dentro de su territorio dos repúblicas autoproclamadas por dirigentes separatistas, Abjasia y Osetia del Sur, de igual manera que le ocurre a Ucrania con Donetsk y Lugansk. Además, Rusia también ha apoyado a los separatistas de estas dos regiones ubicadas en territorio georgiano y los ha reconocido como países independientes.

Esta fue una maniobra llevada a cabo por Rusia para tratar de evitar que Georgia se integrara en la OTAN, cuando era un potencial candidato a obtener un puesto. Georgia ha tenido numerosos conflictos dentro de su territorio tras la disolución de la URSS, incluyendo breves guerras civiles que han supuesto la muerte de miles de personas.

Ahora, y habiéndose consolidado como un estado independiente, y lejano al antiguo régimen comunista, trata de mantener dicho estatus, para que prevalezca la voluntad de sus dirigentes y sus ciudadanos. Marzo continúa con la probable expansión de la Unión Europea, y que ya tiene a dos candidatos potenciales unidos por una misma causa: protegerse del enemigo.

Publicidad