Michael Finn, el fotógrafo irlandés que cumple su sueño tras sufrir un ataque al corazón

Publicidad

"MURIÓ" EN TRES OCASIONES

Un fotógrafo irlandés viaja a Kenia para cumplir su sueño tras sufrir un ataque al corazón

Michael, un fotógrafo irlandés, ha viajado a Kenia (África) para cumplir su sueño de conocer a los leones y elefantes salvajes tras sufrir un ataque al corazón que lo mantuvo "muerto" en tres ocasiones. Las fotografías realizadas durante su experiencia estarán recogidas en un libro que publicará con la ayuda de las donaciones efectuadas a través de 'Kickstarter'.

Michael Finn es un fotógrafo de 64 años de Aylesbury, Tallaght (Irlanda) que, tras estar tres semanas en coma tras sufrir un ataque al corazón, ha decidido cumplir su mayor sueño: viajar a Kenia (África) para conectar con los elefantes y los leones salvajes.

Según informa 'Independent', el artista dedicaba su vida a fotografiar bodas, pero la presión que suponía le conllevó a un ataque al corazón durante una de las celebraciones en 2014. Los doctores que lo atendieron durante y después del ataque aseguraron que Michael “había muerto” dos veces más en las semanas siguientes de haberlo sufrido, conduciéndolo a un coma durante cinco semanas que lo mantuvo bajo supervisión médica.

“Me siento afortunado de vivir”, asegura el fotógrafo, el cual ha comenzado a llevar una vida más saludable desde entonces.

Una de las fotografías realizadas por Michael Finn durante su viaje a Kenia | www.independent.ie

Tras el viaje realizado a Kenia durante nueve días, Michael ha conseguido cumplir su sueño, además de la obtención de numerosos premios internacionales tras la publicación de sus fotografías. “Fue una experiencia inolvidable la de mirar a los ojos a un elefante y que él me la devolviese”, explica el irlandés. “Parecía que había una conexión entre nosotros”.

El artista tiene el propósito de publicar un libro denominado ‘From Sunrise to Sunset’ (‘Del amanecer al atardecer’) que contiene todas las fotografías realizadas durante el viaje. Pero para que su publicación se haga posible, debe conseguir 12.500€, lo que supone una cifra inalcanzable para el fotógrafo. Por ello, ha creado una página de donaciones a través de la cual ha conseguido reunir más de 2.000€ hasta el momento.

Publicidad