Nuevo escándalo a la vista en el horizonte de Facebook. Según una publicación del diario norteamericano The Wall Street Journal, se ha puesto en marcha una investigación en el Estado de Nueva York porque Facebook podría estar recibiendo datos de lo más íntimos de sus usuarios, sin su conocimiento. La compilación de datos por parte de la red social se lleva a cabo mediante una herramienta de software integrada en miles de aplicaciones llamada "App Events", que permite a los desarrolladores registrar la actividad de los usuarios y enviarla a Facebook en cuestión de segundos. Esto se produce, incluso en aquellos casos en los que la persona que usa el teléfono no accede a la aplicación a través de la red social o no tiene abierta una cuenta de Facebook.

Tras salir a la luz este escándalo, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, ordenó al Departamento de Estado estatal y al de Servicios Financieros que abran sendas investigaciones sobre Facebook. Cuomo, además se ha pronunciado muy duramente contra esta práctica asegurando que es un es “un abuso de privacidad indignante”. El gobernador considera que los neoyorquinos “merecen tener la garantía de que su información personal está protegida y debemos garantizar que las compañías de internet -sin importar los grandes que sean- respetan la ley y protegen la información de los usuarios".

El diario descubrió al menos once aplicaciones muy descargadas que estarían enviando de forma automática los datos de los usuarios a la red social. Un ejemplo es Instant Heart Rate: una aplicación usada para medición del ritmo cardíaco en el sistema operativo iOS de Apple. También hace lo mismo Flo Period & Ovulation Tracker, una aplicación con 25 millones de descargas que comparte con Facebook información sobre los ciclos menstruales de las usuarias y le avisa cuando estas han mostrado interés por quedarse embarazadas. Realtor.com, por su parte, informa a Facebook de las localizaciones y precios de los anuncios inmobiliarios que el usuario ha consultado, así como cuáles han sido marcados como favoritos.

El objetivo de estas empresas en compartir estos datos, es que Faceebook les ofrece una herramienta de análisis estadístico para conocer mejor a sus usuarios y así poder dirigirse a ellos de una forma más efectiva.

Tras hacerse pública esta información, Facebook no tuvo problema en reconocer que esta acción podría violar la normativa que rige la relación con sus clientes, y se comprometió a pedir a estas aplicaciones que dejen de enviarle esta “sensible” información.

Te puede interesar

Revelan que Facebook ha compartido los datos personales de sus usuarios con más de 150 empresas

Una familia en paro pierde un sobre con la prestación por desempleo y lo recupera gracias a Facebook

Un perro ciego perdido en el temporal de Italia se reencuentra con su dueño gracias a Facebook