OPERACIONES MILITARES

El G7 moviliza 18 millones de euros para combatir el fuego en la Amazonía

Los aviones del ejército de Brasil ya están trabajando para sofocar el incendio que está arrasando con la selva amazónica. 43.000 militares trabajan en las labores de extinción. Ya hay un millón de hectáreas calcinadas.

Publicidad

Aviones militares de Brasil están lanzando agua sobre los incendios de la selva amazónica en el estado de Rondonia en respuesta a la indignación mundial por el desastre ambiental, según un vídeo publicado por el Gobierno.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha autorizado operaciones militares en siete estados para combatir el fuego en la región del Amazonas, después de las solicitudes de sus gobiernos locales, según ha informado una portavoz de su oficina.

El vídeo, divulgado este sábado por la noche por el Ministerio de Defensa brasileño, muestra un avión militar descargando miles de litros de agua mientras atravesaba nubes de humo que emergían de la selva.

La medida se produce mientras los líderes del G7 reunidos en Francia expresaban su consternación por los incendios. El presidente francés, Emmanuel Macron, ha asegurado que el G7 se aproximaba a un acuerdo para ofrecer ayuda técnica y financiera a los países afectados por los incendios.

A lo largo de Brasil se habían registrado casi 80.000 focos de fuego el 24 de agosto, el mayor número al menos desde 2013, de acuerdo a la agencia de investigaciones espaciales INPE.

Bolsonaro anunció el viernes que enviaría al Ejército, tras varios días de críticas de los líderes mundiales que dijeron que el Gobierno brasileño no hacía nada para luchar contra el fuego. Sin embargo, más allá de Rondonia, el Gobierno aún no ha dado detalles operativos sobre la actividad en otros estados.

Además, el mandatario anunció a través de su cuenta en Twitter de que había aceptado la oferta del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, de un avión y apoyo especializado para las operaciones de extinción de incendios.

El Ministerio de Defensa informó este sábado de que estaban disponibles 44.000 efectivos en la región del norte de la selva amazónica. Sin embargo, no precisó cuántos se usarían en cada lugar ni qué harían.

El ministro de Justicia, Sergio Moro, también autorizó una fuerza de la Policía militar para ayudar a combatir los incendios, con 30 efectivos que serían enviados desde Brasilia hasta Porto Velho.

Por su parte, el ministro de Medio Ambiente, Ricardo Salles, ha publicado un vídeo en el que aparecen varios camiones de prevención de incendios y otros vehículos del Gobierno, añadiendo que estaban en el terreno para responder a los incendios en Rondonia.

El presidente de Colombia, Iván Duque, ha indicado este domingo que buscaría un pacto de conservación con otros países amazónicos, primero en reuniones bilaterales en Perú esta semana y luego en la Asamblea General de Naciones Unidas.

El G7 moviliza 20 millones de dólares para combatir el fuego en la Amazonía

El presidente de Francia, Emmanuel Macron, anunció este lunes que el G7 ha conseguido movilizar una ayuda inmediata de 20 millones de dólares (unos 17,9 millones de euros para la lucha contra el fuego en la Amazonía.

Se trata de una primera etapa en el plan en colaboración con los países afectados para que esa región disponga de los medios necesarios "ahora que más se necesita", dijo Macron, en una rueda de prensa con su homólogo chileno, Sebastián Piñera. Asimismo, Macron aseguró que Francia, que también es un país amazónico por su territorio de ultramar de la Guayana, ofrecerá medios militares para las tareas de control del fuego en la región.

"Ofreceremos (a Brasil) un apoyo financiero, de unos 20 millones de dólares. El próximo mes construiremos una iniciativa para el Amazonas presentada oficialmente en la Asamblea General de la ONU con todos los países de la región", manifestó.

Por su lado, Piñera se declaró "muy contento" por el acuerdo con las democracias más industrializadas y con los países amazónicos para combatir los incendios y recordó que ahora es cuando más se necesita el refuerzo de la cooperación en la Amazonía.

La segunda etapa, ante la Asamblea General de la ONU, contará con la colaboración de Chile para iniciar el proceso de reforestación, "respetando la soberanía pero cooperando para cuidar mejor" la biodiversidad". El chileno destacó que harán falta "brigadas especializadas" para combatir el fuego en la Amazonía.

Publicidad