135.999667

Publicidad

Coronavirus

Donald Trump se niega a ponerse la mascarilla frente a las cámaras: "No quería dar a la prensa el placer de verme con ella"

Donald Trump ha explicado así por qué se quitó la mascarilla en esta visita que ha hecho a una fábrica. Pero, gracias a la foto que le hizo uno de los trabajadores, ha sido posible verle con ella puesta.

En resumen

  • Trump asistió a la fábrica con ella puesta pero se la quitó cuando llegó la prensa
  • La crisis del coronavirus le está pasando factura ya que no tiene asegurada su victoria en la próximas elecciones

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que nunca ha llevado una mascarilla en público, ha evitado ponérsela delante de las cámaras durante su visita a la fábrica de Ford, a pesar de que tanto el presidente de la automovilística, Bill Ford, como la fiscal general de Michigan, la demócrata Dana Nessel, le pidieron hacerlo.

"No quería dar a la prensa el placer de verme" con la mascarilla, afirmó Trump cuando los periodistas le preguntaron por qué no la llevaba. El mandatario aseguraba que había llevado la mascarilla durante parte de su recorrido por la fábrica, e incluso la enseñó a la prensa y bromeó con que "le queda bien".

La mascarilla del presidente era azul oscuro con el sello oficial del presidente de Estados Unidos.

No obstante, Trump volvió a evitar que cualquier cámara lo captara con mascarilla, algo que ha justificado por considerar que "no es necesario" ya que le hacen tests del coronavirus prácticamente a diario, a pesar de que su propio Gobierno recomienda llevarlas en cualquier lugar público.

Tras la visita, Ford sacó un comunicado en el que explicó que el presidente de la compañía "alentó al presidente Trump a llevar una mascarilla cuando llegó, y (Trump) la llevó durante su recorrido privado" por parte de la planta, pero "luego se la quitó".

Publicidad