Una madre ha sido condenada por asesinar a sus dos hijas de tres años y 17 meses al "interponerse" en su vida sexual. Según informa 'Independent', la madre aceptó 41 solicitudes de amistad en una aplicación de citas un día después de la muerte de una de sus hijas.

Aunque la madre niega haber matado a sus hijas, el jurado del Tribunal de la Corona de Birmingham en Reino Unido no tuvo ninguna duda sobre su culpabilidad después de un proceso que duró cinco semanas.

Según los fiscales la madre se mostraba "tranquila y sin emociones" tras la muerte de las niñas. Además, mientras la mayor estaba hospitalizada, negoció proveer servicios sexuales a cambio de dinero con un hombre que había conocido en una página web.

Los servicios de la funeraria escucharon a la madre "riéndose" y "usando FaceTime y hablando con un hombre". Cuando la Policía incautó el teléfono móvil de la madre encontró búsquedas tan sospechosas como "cuánto tiempo tarda un cadáver en quedarse frío" o "Cinco cosas extrañas que suceden cuando mueres".

El jurado consideró probado que la madre asfixió a la hija pequeña el pasado 15 de enero y después hizo lo propio con la mayor.