Una mujer dando el pecho

Publicidad

Coronavirus

Detectan por primera vez coronavirus en la leche materna

Un grupo de científicos alemanes han detectado coronavirus en la leche materna de una mujer infectada por la enfermedad, cuyo bebé también ha dado positivo.

En resumen

  • No hay evidencias que de que la enfermedad se pueda transmitir a través de la lactancia
  • Tanto la madre como el bebé han dado positivo en coronavirus

Un grupo de virólogos alemanes de la Universidad de Ulm han detectado por primera vez la presencia de coronavirus en leche materna. Se trata de una mujer contagiada de COVID-19, aunque no hay evidencias que de que la enfermedad se pueda transmitir a través de la lactancia.

Los científicos analizaron la leche de dos mujeres que comenzaron a desarrollar síntomas del coronavirus tras compartir una habitación de hospital después de dar a luz. Tanto ellas como sus bebés recién nacidos han dado positivo en el test de COVID-19.

La revista británica 'The Lancet' ha publicado este informe que revela que, mientras que en la muestra de la madre que enfermó primero no había trazas de RNA viral, la leche de la segunda -que notó los síntomas una vez recibida el alta- dio positivo cuatro veces seguidas.

Una vez que sospechó que tenía el virus, esta mujer comenzó a utilizar mascarilla al sostener al recién nacido y a desinfectarse las manos y el pecho, así como el biberón que empleaba en ocasiones. Sin embargo, esta circunstancia no es prueba suficiente de que el bebé se infectara de coronavirus a través de la leche y no por el contacto físico.

"Nuestro estudio demuestra que el coronavirus puede estar presente en la leche de mujeres lactantes con infecciones agudas", ha explicado el profesor Jan Münch, del Instituto de Virología Molecular de Ulm. Aun así señala que no se sabe "con qué frecuencia ocurre, ni si los virus que se encuentran en la leche son infecciosos y pueden ser transmitidos al bebé.

La Universidad ha informado de que, pasados catorce días, tanto la madre como el bebé se recuperaron por completo de la infección por coronavirus.

La Organización Mundial de la Salud no recomienda interrumpir la lactancia directa en caso de una infección, salvo que la madre presente síntomas severos que lo hagan imposible para ella.

Publicidad