Publicidad

HA DESAPARECIDO TRAS ENTRAR EN TERRITORIO EGIPCIO

Desaparece del radar un avión de la compañía EgyptAir con 66 personas a bordo

EgyptAir ha informado de que equipos de investigación y rescate han comenzado la búsqueda del avión desaparecido esta madrugada cuando realizaba el trayecto París-El Cairo.

Un avión de EgyptAir con 66 personas a bordo que realizaba un vuelo de París a El Cairo ha desaparecido del radar esta madrugada tras entrar en territorio aéreo egipcio, informó la compañía.

La compañía aérea Egyptair ha informado de que en el Airbus A320 desaparecido viajaban 30 ciudadanos egipcios y 15 franceses entre otras nacionalidades. En un comunicado, la compañía agregó que entre los 56 pasajeros había también un británico, un belga, un iraquí, un kuwaití, un saudí, un sudanés, un chadiano, un portugués, un argelino y un canadiense.

Según un breve comunicado de EgyptAir en las redes sociales, se trata del vuelo 804, un avión Boeing 737-800 que partió del aeropuerto Charles de Gaulle de París a las 23.04 hora local y que debía llegar al aeropuerto internacional de El Cairo la madrugada de jueves.

La compañía ha indicado que el aparato perdió el control tras entrar poco más de un kilómetro en el espacio aéreo egipcio y agregó que en ese momento volaba a unos 11.000 metros de altitud.

EgyptAir ha informado de que equipos de investigación y rescate han comenzado la búsqueda del avión desaparecido esta madrugada cuando realizaba el trayecto París-El Cairo.

Según la compañía, que en un primer momento habló de 69 personas a bordo del aparato, en el avión viajaban siete tripulantes y tres miembros de seguridad. Asimismo, entre los 57 pasajeros, había un niño y dos bebés, indicó EgyptAir a través de un comunicado en las redes sociales.

El pasado 31 de octubre, un Airbus A321 de la compañía ruda MetroJet (Kogalymavia) se estrelló sobre la península egipcia del Sinaí con 224 personas a bordo tras registrarse una explosión en su interior.

Dicho siniestro llevó a varios países a imponer restricciones de vuelo con el país norteafricano por motivos de seguridad, como Rusia, que prohibió volar en su territorio a la aerolínea Egyptair. El accidente y las medidas posteriores supusieron un gran varapalo para el turismo en Egipto, una de las principales fuentes de divisas de su castigada economía egipcia.

Publicidad