31

Publicidad

Coronavirus

Desalojan una multitudinaria fiesta clandestina de Nochevieja con 2.500 personas en la Bretaña francesa

La fiesta clandestina de Nochevieja que reunió a unas 2.500 personas en la Bretaña francesa, en infracción con todas las reglas para evitar la propagación del coronavirus.

Con detenciones y centenares de multas, así ha terminado esta madrugada la macrofiesta de nochevieja organizada clandestinamente en la Bretaña francesa. Más de 2.500 personas, entre ellas británicos y españoles, han participado en esta celebración que ha violado todas las normas anti-covid. Además, varios de los asistentes se enfrentaron violentamente a la Policía.

La Prefectura y los servicios de Protección Civil indicaron que la 'rave' que se había iniciado en la noche del jueves al viernes en una nave industrial de la localidad de Lieuron, a unos 45 kilómetros de Rennes, finalizó sin la intervención directa de las fuerzas del orden, con la interrupción de la música y el desmontaje de los equipos de sonido.

Los gendarmes, en cualquier caso, bloqueaban esta mañana los accesos a la nave industrial, de donde iban saliendo poco a poco los varios cientos de personas que seguían en el interior, para controlarlas.

De hecho, la Fiscalía ya ha abierto una investigación por el incumplimiento de las normas para evitar la propagación del virus, como el toque de queda nocturno en vigor en Francia desde el 15 de diciembre entre las 20.00 y las 6.00 horas.

También por la agresión que sufrieron varios gendarmes al tratar de intervenir en la fiesta en Nochevieja, y por infracción a la legislación sobre los estupefacientes.

En Francia hubo otras fiestas clandestinas con cientos de personas en Nochevieja, pero ninguna tan multitudinaria como la de Bretaña.

Publicidad