Hospital Pediátrico Dr. H. Notti en Mendoza, Argentina

Publicidad

En Argentina

Un crucifijo impide que una bala hiera a un niño de nueve años en Argentina

Un niño argentino de nueve años se salvó, gracias a un crucifijo que llevaba colgado del cuello, de recibir el impacto de una bala en el pecho.

El menor, de solo nueve años, iba a recibir el impacto de un proyectil perdido en el pecho. La familia asegura que solo tuvo una pequeña herida superficial gracias a una imagen de un Cristo crucificado que llevaba colgando del cuello.

El niño argentino, Tiziano, se salvó de recibir el impacto de una bala. “Quizá para otros es suerte, casualidad, pero para nosotros es un milagro", asegura la familia del menor.

Tiziano contó que en la el sucedo ocurrió en la Nochevieja de 2020. "Estaba afuera hablando con mis primos, metiendo adentro a mi hermanita y a mi primita porque estaban empezando a tirar cohetes y no les pasara nada. De repente siento algo fuerte en el pecho", explicó para Telefe.

El dolor que sintió Tiziano, según cuentan los padres del menor, fue el de una bala perdida. Rápidamente lo trasladaron al hospital más cercano, los médicos que le atendieron aseguraron que solo tenía una herida leve y en menos de una hora fue dado de alta, según 'Caracoltv'.

En la anterior imagen se ven como en el crucifijo que el menor llevaba en el momento del impacto hay un pequeño agujero, parecido al de una bala. Aunque hay quien duda de si este hecho fue verídico o si el agujero que se ve ya estaba de antes.

En cualquier caso, los familiares y padres del menor que estaban celebrando juntos la Nochevieja aseguran que este crucifijo fue el que le salvó la vida al pequeño Tiziano de tan solo nueve años. "Quizá para otros es suerte, casualidad, pero para nosotros es un milagro", dijo una de las familiares a Telefe.

Publicidad