La Compañía Royal Caribbean vetó de por vida a un pasajero que saltó al agua desde un balcón de un crucero y que se hallaba a una altura de unos 11 pisos, informan medios locales.

El pasajero Nick Naydev publicó en su cuenta de Instagram un vídeo en el que se le ve subido en el borde de un balcón del barco 'Symphony of the Seas' y luego saltando al agua, mientras el crucero estaba atracado en Nassau, en Bahamas.

En el vídeo, Naydev, del estado de Washington, aparece junto a un grupo de amigos, quienes se reían de su acto y quienes también han sido vetados por la compañía de cruceros, con sede en Miami (Florida, Estados Unidos.). "Este fue un comportamiento estúpido e imprudente y se les ha prohibido a él y sus compañeros volver a navegar con nosotros", dijo este jueves en una declaración distribuida a los medios de comunicación el portavoz de Royal Caribbean International, Owen Torres, quien agregó que la firma explora entablar acciones legales.

Aunque el vídeo no mostró a Naydev en el momento en que llegaba al agua, el joven sobrevivió a la caída y, según respondió en la sección de comentarios de la publicación en la red social, en el último momento juntó sus piernas y brazos, aunque quedó dolorido durante tres días.

La publicación en Instagram se hizo la semana pasada, el mismo día en que el adolescente Laurent Mercer, de 16 años, falleció al caer del balcón de un camarote del crucero 'Harmony of the Seas', de la misma compañía, según la Oficina Forense del condado de Broward. El joven había perdido la tarjeta de su camarote e intentaba acceder a él desde el balcón de uno adyacente el pasado 11 de enero cuando se precipitó sobre el puerto haitiano de Labadee, donde la compañía posee un complejo turístico privado.