El Gobierno de Cuba anuncia nuevas medidas para regular y controlar la venta de productos alimenticios, de aseo y de higiene con el fin de evitar el acaparamiento, debido a la escasez y desabastecimiento.

La ministra del Comercio Interior, Betsy Díaz, explicó que las medidas de regulación pretenden garantizar una distribución "justa y racional" de productos básicos como el pollo, el huevo, la salchicha, y de artículos de higiene.

Cada cubano adulto recibe mensualmente a través de la "cartilla de racionamiento" una cantidad determinada de productos básicos.

La titular del Comercio Interior recalcó que el país vive una coyuntura financiera "muy compleja" debido al recrudecimiento del embargo que aplica Estados Unidos contra Cuba. Explicó que esa política de Washington ha obligado a buscar nuevos mercados más distantes y, más costosos y todo ello ha tenido un impacto en el abastecimiento de la población.

En los mercados se ofertará artículos de aseo como el jabón de lavar y el de baño, aunque de manera "regulada". Productos como el huevo, el arroz, los frijoles, el chícharo y las salchichas pasarán a distribuirse de forma "controlada" por la cartilla de racionamiento, pero con precios no subvencionados, con el objetivo de evitar "el acaparamiento" y de acuerdo con "la disponibilidad" en el mercado.

También te puede interesar...

Los ciudadanos cubanos ya podrán acceder a internet desde su móvil

Cuba suspende el desfile del Orgullo LGBTi

Maduro desmiente que estuviera entre sus planes abandonar Venezuela y refugiarse en Cuba