Publicidad

Rusia

Crece la tensión entre Rusia y Ucrania por el movimiento de tropas y pone en alerta a EEUU

El conflicto allí estaba congelado desde 2015 pero ahora la tensión es máxima por la presencia de esas tropas rusas, aunque el Kremlin asegura que las preocupaciones son "infundadas".

Desde principios de abril a Estados Unidos le preocupa que Rusia está aumentando la presencia militar en la zona de la frontera con Ucrania cerca de su frontera. Sin embargo, Rusia ha asegurado que todas las preocupaciones de EEUU y otros países por el envío de soldados y equipamiento militar a la frontera son "infundadas".

El presidente estadounidense, Joe Biden, ha exigido a su homólogo ruso, Vladímir Putin, que "rebaje las tensiones". "Consideramos que todas las preocupaciones de quien sea, incluido EEUU, en relación a los movimientos de nuestras Fuerzas Armadas en Rusia, son infundadas", ha sido la respuesta del portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, a Joe Biden.

Aquí hay ahora mismo unos 80.000 soldados rusos, según Moscú, por actividades amenazadoras de la OTAN. Es la mayor concentración de tropas desde 2014, cuando Rusia se anexionó Crimea.

Rusia confirmó el martes que ha enviado dos ejércitos y tres unidades aerotransportadas a las fronteras occidentales, pero aseguró que lo ha hecho en el marco de ejercicios para hacer frente a las actividades militares de la OTAN y de EEUU que "amenazan" al país. Seguidamente, Biden exigió a Putin que "rebaje las tensiones" con Ucrania, en una llamada telefónica en la que expresó su "preocupación" por la movilización militar rusa en la frontera con ese país.

La OTAN también se pronuncia

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, ha exigido a Moscú "de manera inmediata" la movilización militar rusa en la frontera con Ucrania al considerar que esa concentración de fuerzas es "injustificada" y "profundamente preocupante".

Biden insistió en la llamada en que quiere "construir una relación estable y predecible con Rusia, de forma coherente con los intereses estadounidenses". También dijo a Putin que EEUU actuará "de forma firme en defensa de sus intereses nacionales en respuesta a las acciones de Rusia", como intrusiones cibernéticas y su interferencia electoral.

Publicidad