El jurista Giusepe Conte ha renunciado al encargo de formar un Gobierno en Italia, como le había pedido el Jefe de Estado, Sergio Mattarella, tras la propuesta de los partidos Liga y Movimiento 5 Estrellas, después de las dificultades encontradas para elegir su Ejecutivo.

El anuncio de la aceptación para formar Gobierno fue realizado por el secretario general de la Jefatura del Estado, Ugo Zampetti, que leyó un escueto comunicado en la sala de prensa del Quirinal, la sede de la Jefatura de Estado italiana, en la que se expresaba que Conte devolvía el encargo que había aceptado con reservas.

El jefe de Estado italiano, Sergio Mattarella, se opuso a que el euroescéptico Paolo Savona, de 81 años, fuese ministro de Economía por sus posiciones antieuro y las consecuencias que ello tendría en los mercados. Mattarella, que anunció "próximas decisiones", compareció ante la prensa después de la renuncia.

La Liga había afirmado que no echaría marcha atrás respecto a Savona y que en caso de veto por parte de la jefatura del Estado por ellos quedaba solo la posibilidad de volver a votar. De esta manera la crisis política en Italia se agrava y se desconoce por el momento cuál será la decisión que tomará el Jefe de Estado.