117.013000

Publicidad

Estados Unidos

¿Se puede cambiar la historia de Estados Unidos tras las protestas por la muerte de George Floyd?

Las protestas contra el racismo continúan en Estados Unidos tras la muerte de George Floyd a manos de la Policía.

Los manifestantes cortaron la cabeza de la estatua de Cristóbal Colón en Boston, en Estados Unidos. El mismo día que otra estatua del explorador fue derribada y arrojada a un lago en Virginia.

El miércoles solo se podía ver un pequeño poste, presumiblemente donde estaba unida la cabeza de Colón, sobresaliendo de los hombros de la estatua en Boston.

En Richmond, se trajo una grúa para retirar la estatua sumergida del lago Fountain. La estatua, que fue arrancada de sus cimientos la noche anterior, estaba cubierta con pintura en aerosol roja y blanca.

Los manifestantes en Boston y Richmond exigieron el martes el fin de la desigualdad racial después de la muerte en la custodia policial de George Floyd en Minneapolis.

Floyd murió a manos de la Policía que se arrodilló sobre su cuello por casi nueve minutos. La autopsia reveló que había muerto por asfixia. El agente fue detenido y piden más de un millón de dólares de fianza para que sea puesto en libertad.

Esto ha provocado manifestaciones en Estados Unidos, y que se han extendido por decenas de países en contra del racismo.

Ahora los manifestantes están derribando estatuas de personas que formaron parte del colonianismo y de la trata de esclavos.

Publicidad