Afganistán

Cientos de afganos huyen de las balas de los talibanes durante una manifestación en Afganistán

El mismo día que los talibanes han anunciado su gobierno, los afganos han salido a las calles para luchar por sus derechos y libertades. El régimen no ha dudado en utilizar las armas para dispersar a los manifestantes.

Publicidad

El infierno talibán se hace cada día más evidente en Afganistán. Este martes cientos de afganos han tenido que huir de las balas del régimen durante una manifestación contra el nuevo poder en el país. Los fundamentalistas no han dudado en disparar al aire para dispersar a la multitud.

Y esto ha ocurrido, precisamente, el mismo día en el que los talibanes han anunciado su nuevo gobierno. Un ejecutivo, evidentemente, sin mujeres y compuesto por los pesos pesados fundamentales del grupo talibán. Entre ellos, un terrorista por el que el FBI había llegado a ofrecer hasta 5 millones de dólares por cualquier pista que les llevase hasta él.

"Los talibanes no son musulmanes, ni si quiera son humanos"

Los manifestantes intentaban grabar mientras las balas volaban a su alrededor. El tiroteo ha sorprendido a más ciudadanos en plena calle, que corrían sin dirección fija ante el temor de ser heridos o asesinados. Los disparos para dispersar a los y las manifestantes no cesan. Una mujer, en medio del caos, trata de explicar que "los talibanes no son musulmanes, ni siquiera son humanos. Mirad lo que nos están haciendo", denuncia.

Aun con todo ello, el miedo no les impide salir a exigir sus libertades y derechos fundamentales. Son la resistencia contra el régimen talibán y contra su estado protector: Pakistán. Al mismo tiempo, otras mujeres denuncian grabando vídeos y difundiéndolos por la redes que han sido encerradas en un parking para que no puedan unirse a las protestas.

Estados Unidos sigue intentando evacuar a afganos

A su vez, Estados Unidos, continúa con sus esfuerzos para tratar de evacuar a un millar de personas del país. La Casa Blanca sigue diciendo que confía en el régimen para completar las evacuaciones, pero los estadounidenses y colaboradores afganos son cada día más pesimistas porque a cada hora que pasa, parecen más rehenes que ciudadanos.

La impotencia de la Casa Blanca y la retirada caótica han provocado que por primera vez en Estados Unidos sean mayoría los que desaprueben la gestión de Joe Biden en el conflicto con Afganistán.

Publicidad