TRAS EL ATENTADO DE ESTAMBUL

La CIA avisa de la posibilidad de un atentado en EEUU y se eleva la seguridad en los aeropuertos

La Administración de Seguridad en el Transporte ha incrementado las medidas de seguridad en los grandes aeropuertos, entre ellos el JFK o el de LaGuardia, en Nueva York, o el de Hartsfield-Jackson en Atlanta, ya que ven la posibilidad de un ataque de cara a la celebración del 4 de Julio, la fiesta nacional del país, o coincidiendo también con el Eid al Fitr, la festividad con la que se pone fin al mes sagrado musulmán del Ramadán.

Imagen de policías de Estados Unidos.

Publicidad

Un día después de que un atentado múltiple en el aeropuerto Ataturk de Estambul, en Turquía, el director general de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de Estados Unidos, John Brennan, ha afirmado que no le sorprendería que el autodenominado Estado Islámico llevara a cabo algún tipo de ataque en suelo estadounidense.

Ante este contexto, en el que la Inteligencia estadounidense confía cada vez más en que los atentados de Estambul, que dejaron al menos 41 muertos, fueron provocados por el grupo, las autoridades estadounidenses están elevando la seguridad en sus aeropuertos.

Algunos aeropuertos ven la posibilidad de un ataque de cara a la celebración del 4 de Julio, la fiesta nacional del país, o coincidiendo también con el Eid al Fitr, la festividad con la que se pone fin al mes sagrado musulmán del Ramadán.

Otros, por su parte, prefieren reforzar la seguridad de los viajeros con una visible muestra de fuerza.

La Administración de Seguridad en el Transporte ha incrementado las medidas de seguridad en los grandes aeropuertos, entre ellos el JFK o el de LaGuardia, en Nueva York, o el de Hartsfield-Jackson en Atlanta, según ha informado NBC News.

En una entrevista con Yahoo News, Brennan ha reconocido su preocupación "desde el punto de vista de un profesional de la Inteligencia que ve las habilidades de Daesh y su determinación de matar al mayor número de personas posible y llevar ataques en el exterior".

Si bien los recientes atentados de Estados Unidos --concretamente los de Orlando y San Bernardino-- no fueron perpetrados directamente por Daesh, sí lo fueron por personas que se habían inspirado el grupo.

Publicidad