51.007833

Publicidad

Brexit

Bruselas comienza los trámites para expedientar a Londres por incumplir el acuerdo de retirada del Brexit

Europa dio a Reino Unido un plazo que finalizaba el 30 de septiembre para enmendar la Ley del Mercado Interior, que se cree que vulnera el acuerdo del Brexit, y el ejecutivo de Boris Johnson no solo no la enmendó sino que el último día del plazo recibió el aval de la Cámara de los Comunes.

La Comisión Europea ha comenzado a tramitar una sanción contra Reino Unido por violar el Acuerdo de Retirada que fija las condiciones para el brexit y le da un plazo de un mes para corregir la situación. En caso de que no se resuelva antes la disputa, en última instancia este expediente llegará al Tribunal de Justicia de la UE.

Ursula von der Leyen, ha informado en una declaración sin preguntas que los servicios de la Comisión Europea han enviado a las autoridades británicas competentes una "carta de emplazamiento". "La carta invita al Gobierno británico a enviar sus observaciones en el plazo de un mes. Entretanto, la Comisión Europea trabajará duro para la total implementación del Tratado de Retirada", ha concluido Von der Leyen.

Europa dio al Ejecutivo de Boris Johnson un plazo que concluía el 30 de septiembre para enmendar la controvertida Ley del Mercado Interior con la que Londres ignoraría algunas de las disposiciones del acuerdo del Brexit en lo que afecta al control de mercancías a su paso de Irlanda del Norte a Gran Bretaña. Sin embargo, el proyecto de Ley recibió el aval de la Cámara de los Comunes y continúa su tramitación parlamentaria.

Esta ley es considerada "inaceptable" por la Unión Europea ya que da vía libre a Londres para incumplir los compromisos que asumió con la UE respecto al paso de mercancías de Irlanda del Norte a Gran Bretaña, lo que supone una "violación del Derecho internacional".

Von der Leyen ha subrayado en su alocución que esta legislación viola la obligación de actuar "de buena fe" que recoge el pacto de divorcio y ha insistido en que de adoptarse definitivamente en su forma actual, la norma estará "en total contradicción" de lo dispuesto en el protocolo de Irlanda del Norte.

Publicidad