El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, en una imagen de archivo

Publicidad

Banco de España

El bloqueo del Canal de Suez afectaría al 3,5% del comercio exterior de España

El gobernador del Banco de España ha calculado que el 3,5% del comercio exterior de España pasa por al Canal de Suez y que la interrupción del paso de los buques afectaría a las mercancías de forma directa en nuestro país

Pablo Hernández de Cos, gobernador del Banco de España, ha calculado que el 3,5% del comercio exterior de España pasa por al Canal de Suez. La interrupción del paso de buques afectaría a las mercancías de forma directa en nuestro país. Hernández de Cos ha informado en los desayunos informativos de Europa Press que el proceso de reflotación del buque varado en Suez es positivo.

Aún así, si el proceso se alargara generaría un impacto directo negativo sobre el 3,5% del comercio exterior, dado que el 35% del comercio español se mueve vía marítima y que por el Canal de Suez pasa casi un 10% del comercio mundial.

El buque ha sido reflotado parcialmente este lunes tras seis días encallado en el Canal. Después de que 10 remolcadoras, se ha aprovechado la marea alta para mover la popa de la embarcación. "Ever Given ha sido reflotado parcialmente en el canal de Suez", indicó la firma Leth Agencies al publicar una foto satélite del gigante portacontenedores de bandera panameña.

Dependencia de la mercancía vía marítima

Por el Canal de Suez transitan al año 19.000 embarcaciones, unas 50 al día. Más del 80% de las mercancías del mundo se transportan vía marítima y tiene un nivel de 11.000 millones de toneladas siendo el 13% del comercio mundial.

El bloqueo del buque Ever Given en el Canal ha hecho a corto plazo se produzca un retraso en la entrega de productos de más de 300 contenedores y según Lloyd’s List, revista especializada, el coste de este bloqueo suma unos 3.400 millones de euros por cada hora de parón.

A largo plazo, un documento del Foro Económico Mundial redactado por unos investigadores de la Universidad Plymouth (Reino Unido) ha informado de que "en cuanto los barcos se hacen cada vez más grandes y más complicados, el hecho de depender de unas rutas marítimas estrechas construidas hace muchos años incrementa los riesgos para el futuro".

Publicidad