Vacuna coronavirus

Austria impone la vacuna obligatoria contra el coronavirus desde febrero con multas de hasta 3.600 euros

A partir del 1 de febrero todos las personas mayores de 18 años residentes en Austria deberán estar vacunadas contra el coronavirus.

Imagen de archivo de una joven vacunándose contra el coronavirus

EFE Imagen de archivo de una joven vacunándose contra el coronavirus

Publicidad

La vacuna contra el coronavirus será obligatoria en Austria a partir del próximo 1 de febrero para todos los residentes mayores de 18 años, es decir, para unos 7,4 de los 8,9 millones de habitantes del país centroeuropeo.

Desde el próximo 16 de marzo la policía austríaca comenzará a realizar controles aleatorios sobre el estatus de vacunación de las personas. A partir de ese momento, los no vacunados podrán ser multados con 600 euros (685 dólares), hasta 4 veces por año.

Las autoridades enviarán además una carta recordatoria a los no vacunados y si no se alcanza un nivel satisfactorio de vacunación se aplicará la tercera fase de la ley que contempla una cita obligatoria para recibir el pinchazo que en caso de ignorarse dará vía libre a las autoridades para aplicar de forma automática una multa, 2 veces por año, con un monto máximo de 3.600 euros (4.100 dólares) por año.

Esta ley ha sido pactada por los gobernantes partidos conservador y ecologista en negociación con dos partidos opositores (socialdemócratas y liberales). En estos momentos, un 74% de la población austríaca se ha vacunado con la pauta completa (dos o tres dosis) contra el coronavirus, que desde el estallido de la pandemia ha causado casi 14.000 muertos en el país.

Se contempla una exención para los menores de 18 años , las embarazadas y las personas con ciertas patologías. "Cada uno es responsable de su salud y toma sus decisiones. Pero nosotros somos una comunidad y cuando se trata de la seguridad de la comunidad, entonces todos tenemos responsabilidad", dijo el canciller federal, el democristiano Karl Nehammer, ante la prensa al presentar la ley.

La obligatoriedad de la vacuna contra la COVID-19 ha causado controversia en Austria.

Publicidad