IMPULSADAS POR EL GOBIERNO EN CHINA

Aumentan el número de empleados chinos que duerme en el trabajo para no perder tiempo

Cada vez más empleados de compañías tecnológicas chinas deciden dormir en el trabajo para no perder horas de sueño. Pasan la noche en pequeños habitáculos y así evitan los largos trayectos de vuelta a casa. Una medida polémica en un país donde cientos de miles de personas mueren cada año por exceso de trabajo.

Publicidad

Despierta con su ropa de ayer, se calza, se pone su credencial y a trabajar. Este ingeniero informático despierta en la oficina aunque eso suponga no ver a su mujer o a su hijo de tres años. "Duermo en el trabajo tres o cuatro noches a la semana", afirma.

Esta es la tónica general en muchas empresas de alta tecnología en China. Impulsadas por el Gobierno, han surgido tantas que la competitividad es feroz y los plazos para lanzar productos son más exigentes.

A menudo las jornadas laborales superan las 12 horas y, por eso, muchas empresas preparan habitáculos para dormir.

Facilidades o presión, es el debate en la calle en un país en donde las muertes por el exceso de trabajo se han disparado. Las últimas cifras oficiales hablan de 1.600 muertos cada día.

Publicidad