Marruecos

Ascienden a 19 las muertes por beber alcohol fabricado de forma clandestina en Ksar el Kebir, Marruecos

Además, las fuerzas de seguridad marroquíes han destruido en Uarzazat 1.396 kilos de productos alimenticios no aptos para el consumo.

Imagen de archivo de Marruecos

Imagen de archivo de Marruecos Efe

Publicidad

Las personas fallecidas este martes en la localidad marroquí de Ksar el Kebir (norte de Marruecos) por beber alcohol adulterado ascienden a diecinueve. Esto supone un total de cuatro personas fallecidas este miércoles, puesto que los últimos datos de este martes ofrecidos por el Ministerio de Sanidad arrojaban quince personas fallecidas.

Tras las primeras muertes, las autoridades marroquíes detuvieron a un hombre de 48 años, dueño de una tienda. También a su hijo menor de edad. Ambos presuntos responsables de la venta de la bebida. Todo esto en el marco de una operación en la que los agentes incautaron 49 litros de alcohol adulterado que se había sido fabricado de forma clandestina. Los dos sospechosos fueron sometidos a una investigación judicial a cargo de la Fiscalía, para determinar la relación entre las muertes y el alcohol consumido por las víctimas.

El consumo de alcohol está restringido en Marruecos, ya que no solo está mal visto socialmente sino que las bebidas alcohólicas tienen precios muy altos por soportar una gran cantidad de gravámenes. Ante esta situación, abundan las destilerías clandestinas y la venta de alcoholes fuertes con precios baratos en la clandestinidad, principalmente, aguardientes producidos de forma artesanal y sin las debidas garantías sanitarias.

Productos alimenticios no aptos para el consumo

Una gran cantidad de productos alimenticios no aptos para el consumo fue incautada y destruida en la provincia de Uarzazat por los servicios competentes entre el 30 de agosto y el 18 de septiembre. Se incautaron y destruyeron 1.396 kilos de productos alimenticios no aptos para el consumo, incluidos 485 kilos de carne.

Esta operación forma parte de las acciones llevadas a cabo por el comité provincial de Uarzazat y los subcomités locales encargados de vigilar la situación del abastecimiento de los mercados y el control de calidad de los productos alimentarios.

Publicidad