117

Publicidad

Lotería de Navidad

Vende su primer Gordo en Bilbao meses después de quedarse viuda: "Creo que es una señal que mi marido me manda desde arriba"

Mónica ha vendido su primer gordo del Sorteo extraordinario de la Lotería de Navidad. Hace dos años que regenta la administración 58 de Bilbao en el barrio de Zumbarambarri. El pasado mes de febrero murió su marido: "A él es al que más ilusión le hacían estas cosas", lamenta.

Mónica es novata en la venta del premio Gordo de la Lotería de Navidad y todavía no puede creerse que este año haya sido ella la encargada de repartir la suerte entre sus vecinos. La administración de lotería está situada en un barrio de la zona alta de Bilbao donde vive en su mayoría gente obrera. Asegura Mónica que el décimo premiado se ha vendido por ventanilla y ha estado muy repartido entre sus clientes.

Para Mónica esta Navidad es especialmente difícil ya que su marido murió el pasado mes de febrero. Cuenta que era a él a "quien más ilusión le hacían estas cosas" e interpreta este golpe de suerte como una señal que le manda su marido desde arriba.

Bromeaba con el reportero de Espejo Público que, siendo novata en estas lides no sabía muy bien cómo proceder en la celebración del premio antes de que comenzaran a agolparse en la administración los premiados. El propio reportero la animaba a abrir una botella de champán para dar rienda suelta a los festejos.

Puedes volver a ver la historia de Mónica, la lotera que ha vendido el Gordo en Bilbao meses después de quedarse viuda, en ATRESPLAYER.

Publicidad