Lotería de Navidad

La razón por la que al primer premio de la Lotería de Navidad se le llama Gordo aunque sea un enano

El 'enano afortunado' es el responsable del nombre del Gordo de la Lotería de Navidad.

La razón por la que al primer premio de la Lotería de Navidad se le llama Gordo aunque sea un enano

Efe La razón por la que al primer premio de la Lotería de Navidad se le llama Gordo aunque sea un enano

Publicidad

Mañana, el Gordo de la Lotería de Navidad repartirá 400.000 euros a cada décimo ganador. Hablamos de la mayor cantidad que se reparte en el Sorteo Extraordinario de Navidad. Es el premio más esperado por todos los participantes de la Lotería de Navidad.

Todos los afortunados que reciban el primer premio deben ser conscientes de la cantidad de dinero que han ganado en un momento y asentar la cabeza. El malgasto de dinero es lo último que deben hacer los más agraciados, lo correcto debe de ser valorar las opciones y escoger las más rentables a la hora de invertir el dinero.

El Gordo de Navidad recibe su nombre por el 'enano afortunado', entonces, ¿por qué se llama Gordo?

La razón del nombre del Gordo de Navidad

A finales del siglo XVIII, se creó un personaje para anunciar la lotería, un personaje llamado 'Enano afortunado'. Presentaba un traje con combinaciones de lotería y quedó ligado al juego.

El dibujo del enano afortunado se expandió por toda España y la leyenda crecía para fomentar la compra de lotería.

En 1851, el enano, algo gordinflón dio su nombre al periódico 'El Enano'. En el primer número del periódico, se publicó un soneto dedicado a los jugadores de lotería que decía: "Aunque Enano nací no soy enano, prodigioso en saber de lotería, que el juego para mí no es un arcano, y en cábalas que os dé desde este día, de fijo, como puesto con la mano, el terno habéis de ver por vida mía".

La imagen que se expandía era de un pequeño hombre gordito, de gran cabeza, vestido de Napoleón y cubierto de bolas de lotería.

Este enano fue llamado de una infinidad de maneras, aunque 'El Gordo' fue la que más caló entre los españoles. De este personaje nació el nombre de Gordo de la Lotería de Navidad pese a ser un enano.

Publicidad