CASO NÓOS

La investigación

La investigación sobre la corrupción política en Baleares adquiere otra dimensión cuando, en 2010, del caso Palma Arena se desgaja la investigación sobre Iñaki Urdangarin y su socio, Diego Torres. Sus negocios, cobrando a entidades públicas por asesoramiento y organización de eventos, llevan a sospechar que esos cobros pueden ser ilícitos y que, incluso, pueden haber terminado en el extranjero u ocultándose a Hacienda.

Publicidad

Publicidad