La expresidenta del Parlament Carme Forcadell y la exconsellera Dolors Bassa han llegado a la cárcel de Alcalá de Henares, trasladadas desde Cataluña por la Guardia Civil para comparecer en el juicio por promover y organizar el referéndum del 1 de octubre de 2017. Ambas han llegado a la prisión madrileña en el furgón del instituto armado en torno a las 16.15 horas, tras varias horas de trayecto desde la cárcel catalana de Brians.

Posteriormente, han llegado a la cárcel de Soto del Real el exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras, los exconsellers Raül Romeva, Josep Rull, Jordi Turull y Joaquim Forn y los activistas Jordi Cuixart y Jordi Sànchez.

La Guardia Civil ha iniciado poco antes de las 9:30 horas el traslado de los nueve líderes independentistas presos desde el centro barcelonés de Brians 2 hacia Madrid.

El independentismo no ha perdido la ocasión, esta madrugada, de ofrecerles su aliento. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, les ha transmitido un mensaje de "fuerza" de cara al juicio del 1-O. Torra ha podido reencontrarse con todos ellos en Brians 2, antes de que la Guardia Civil iniciara su traslado a Madrid.

El encuentro entre todos ellos ha sido emotivo, especialmente entre Bassa y Forcadell, que se han fundido en un sentido abrazo al verse de nuevo.

Los concentrados han mostrado pancartas y esteladas, pero también han construido barricadas y han esparcido aceite en la vía a pesar del llamamiento a la contención de la Generalitat y la ANC. La consigna era no obstaculizar el recorrido de los furgones.

Un hombre ha resultado herido leve esta mañana cuando los Mossos han actuado contra un grupo de personas que se habían sentado en la carretera que conduce a la prisión de Mas d'Enric, en El Catllar (Tarragona), para intentar impedir el traslado de la expresidenta del Parlament Carme Forcadell a una cárcel de Madrid. Las movilizaciones continuarán por la tarde en varios puntos de Cataluña.